logo cicytex
cicytex
logo cabecera
Está en : Inicio / proyectos / 509 / estudio-de-algunas-alternativas-de-regeneracion-de-la-dehesa-regeneracion-por-densificacion-frente-a-proteccion-de-chirpiales-y-brinzales

Estudio de algunas alternativas de regeneración de la dehesa: regeneración por densificación, frente a protección de chirpiales y brinzales


Num. Expediente:  IPI1301011
Origen de la financiación:  CICYTEX
Duración:  2013 - 2014
Centro y Departamento:  Instituto del Corcho, la Madera y el Carbón Vegetal - Área de Producción Forestal-Dehesa
Investigador Principal:  Murillo Vilanova, Mónica
Resumen
Regeneracion natural de arbolado en la dehesa

Este estudio pretende hacer una evaluación de cuáles de las alternativas posibles que existen para la regeneración de terrenos adehesados pueden resultar más idóneas. Se trata de analizar los resultados obtenidos en terrenos con regeneración por plantación y densificación en relación con aquellos en los que se ha permitido una regeneración natural.

Conclusiones

Regeneración natural del arbolado: chirpiales y brinzales


La capacidad de brotación de cepa o de raíz constituye una excelente estrategia reproductora de la encina y alcornoque, que les ha permitido sobrevivir en un medio cíclicamente adverso donde su desarrollo ha estado condicionado por talas, rozas de matorral, incendios o por la existencia de un pastoreo abusivo, evitando su desaparición.

En el caso del alcornoque es fácil discernir si un pie joven procede de regeneración vegetativa o sexual. Sin embargo distinguir si un pie de encina procede de semilla o de un brote de raíz es muy difícil. El desarrollo radicular de la encina es muy potente, lo que permite la reproducción vegetativa a gran distancia y exigiría en ocasiones desenterrar el sistema radical para poder llegar a una conclusión; aún así en algunos casos no habría forma de discernir entre ambas situaciones, pues con mucha frecuencia, se produce una anastomosis de los sistemas radicales de los pies próximos, llegando incluso a intercambiar savia ambos pies.

Desde el campo de la genética, este es un tema que requiere investigación exhaustiva y se debería comenzar por evaluar, a través de herramientas genómicas, la tasa de árboles clonales frente a los de origen seminal en las poblaciones. Una vez resuelto este tema y sobre la base de la información obtenida, se podrían comparar aspectos de vigor y hacer recomendaciones definitivas.

 

Protección del regenerado natural: ventajas e inconvenientes frente al regenerado artificial


En la regeneración de la dehesa mediante protección de brotes, sean de semilla (brinzal) o de cepa o raíz (chirpial), debe tenerse presente lo siguiente:

  • Los brotes de cepa y raíz tienen un crecimiento, en longitud y diámetro, mucho más rápido que los brinzales durante los primeros años de su vida y son más precoces que los brinzales en la producción de fruto.
  • A los 40-50 años, el crecimiento de los chirpiales sufre un detenimiento, mientras  los pies procedentes de semilla alcanzan y superan a los brotes de cepa y raíz de la misma edad.
  • La regeneración por medio de brotes de cepa no implica rejuvenecimiento del arbolado, ya que el proceso de envejecimiento de la cepa parece que continúa incluso tras el recepe. Es decir, la edad de la raíz de un brote de cepa es la edad del árbol original.
  • Es posible que en el caso de brote de raíz haya producción de un sistema radicular nuevo, si el brote consigue independizarse del árbol adulto (por corta accidental de sus raíces durante las labores, por ejemplo).
  • Los árboles de origen seminal (de bellota), tienen mayor longevidad que los brotes de cepa o raíz. Los chirpiales raramente superan el 70% de la vida media alcanzada por la especie, siendo normalmente su longevidad de 60 a 80 años.
  • Con la regeneración natural mediante protección exclusiva de chirpiales, existe el riesgo de que, a consecuencia de la baja diversidad genética y del posible envejecimiento de las cepas, se produzca una ausencia de reproducción por semilla.

En cuanto a la  regeneración artificial, se dan las siguientes ventajas:

  • Su aplicación permite planificar y ejecutar con precisión en el espacio y en el tiempo  las cortas finales, asegurando el éxito de la regeneración.
  • Pueden evitarse los problemas por daños bióticos y abióticos en los primeros años de vida de las plantas, al poderse aplicar en el vivero tratamientos fitosanitarios y poder regular las condiciones de humedad y temperatura.
  • Se puede utilizar para sustituir masas que, aunque sean de origen natural, presentan individuos genéticamente deficientes por variedades de mayor productividad o resistencia.
  • Es la única vía de reparar los fracasos que se han podido producir en la regeneración natural.
  • El coste de la regeneración artificial es equiparable al de la regeneración natural cuando se aplican ayudas o mejoras sobre el suelo, pues la diferencia estará únicamente en la siembra o plantación.
  • Permite acortar los períodos de acotamiento al pastoreo.

De forma general, la opinión de expertos indica que la regeneración del arbolado mediante la protección de brotes de cepa y raíz es una práctica aceptable si se hace en un pequeño porcentaje, es decir, mezclada con regeneración seminal. Si fuese el método dominante sería perjudicial para el vigor general de la población.